La aldea perdida

Y no se trata de Los Artos, la aldea dónde se encuentra Casa Laudina y Armando, sino de la denominada Ruta de La Aldea Perdida.

Esta ruta tiene su principio y su final en la parroquia de Entrialgo, que pertenece al municipio de Laviana. A unos 12 minutos en coche. El nombre puesto al recorrido es todo un homenaje al escritor Armando Palacio Valdés, ya que así se llama una de sus principales obras, “La aldea perdida”.

La Aldea Perdida es uno de los máximos exponentes  de la literatura de la generación del 68. En su obra, el autor nos describe el mundo rural de principios de 1900 y los principales cambios ocurridos en el Valle del Nalón y en Asturias durante la industrialización.

Y es que el escritor nació en esta pequeña localidad, en la cual se halla su casa natal, que actualmente aloja un museo en su interior, y que es el punto en el que comienza y termina la ruta.

La ruta es de pequeño recorrido, tan sólo unos 5 km kilómetros, y puede ser realizada por cualquier persona, incluso niños, ya que es corta y no entraña ningún tipo de dificultad.

Durante el recorrido pasaremos por las pequeñas aldeas de Canzana y La Bolera, donde podremos ver un antiguo llagar que fue abierto en el año 1810, perteneciente antaño al ya mencionado escritor Palacio Valdés, y que todavía hoy en día sigue sirviendo sidra.

El trayecto os permitirá también disfrutar de unas excelentes vistas de Peña Mea y de todo el hermoso Valle de Villoria, cruzado por el río del mismo nombre, junto a las orillas del cual discurre buena parte del trayecto.

No se admiten comentarios
es_ES